top of page

Ataque al corazón en el gimnasio: Síntomas que NO debes ignorar



¡Mantente alerta! El gimnasio, aunque un espacio ideal para ejercitarse y mejorar la salud, también puede ser escenario de situaciones inesperadas; entre los meses de marzo y abril del 2024, han aumentado los casos de ataques al corazón en gimnasios y en los últimos años también en personas jóvenes y deportistas o atletas de alto rendimiento.


Si bien la incidencia de este tipo de eventos en este entorno es baja y cada caso se debe individualizar, es crucial estar preparados para reconocer los síntomas y actuar de manera oportuna.


En este blog, te presentamos las señales de alerta que no debes ignorar ante un posible ataque al corazón en el gimnasio:


¡ALERTA!

1. Dolor torácico intenso y persistente:

El síntoma más común es un dolor opresivo en el pecho, que puede irradiarse hacia el cuello, la mandíbula, los brazos o la espalda.


2. Dificultad para respirar:

Si experimentas falta de aire o sensación de ahogo, especialmente cuando está acompañada de dolor en el pecho, es una señal importante que no debes pasar por alto.


3. Náuseas, vómitos y mareos:

Estos síntomas pueden acompañar al dolor torácico y la dificultad para respirar, y pueden ser indicativos de un ataque cardíaco en curso.


4. Sudoración excesiva y fría:

Si de repente comienzas a sudar profusamente, incluso en un ambiente fresco, y la sudoración es fría y pegajosa, podría ser una señal de alerta.


5. Debilidad o aturdimiento repentinos:

Si te sientes débil, mareado o como si fueras a desmayarte, especialmente si se acompaña de los otros síntomas mencionados, es importante buscar ayuda de inmediato.

¿Qué hacer si experimentas estos síntomas?

Prevención:


En los gimnasios, existen varias opciones para monitorear tu ritmo cardíaco durante el ejercicio. Muchas máquinas de cardio tienen sensores integrados que pueden medir tu frecuencia cardíaca en tiempo real. También puedes considerar adquirir una banda o pulsómetro para llevar un seguimiento más preciso. Incluso algunos teléfonos celulares cuentan con oxímetros incorporados que pueden proporcionarte datos sobre tu salud cardiovascular. Si no estás seguro de cómo medir tu ritmo cardíaco de manera manual, no dudes en consultar con tu entrenador de confianza. Ellos estarán encantados de ayudarte a entender cómo monitorear tu frecuencia cardíaca y ajustar tu entrenamiento en consecuencia. Recuerda: escuchar a tu cuerpo es fundamental para entrenar de forma segura y efectiva.


¡Cuida tu salud y disfruta de los beneficios del ejercicio de manera segura!

39 visualizaciones0 comentarios

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page